Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Animales divinos

Se dice que San Francisco predicaba a los pájaros, y que el caballo de San Antonio de Padua se arrodilló para recibir el Santísimo Sacramento. Pero entre las leyendas de animales piadosos ninguna reluce más en nuestra tradición que la del perro santo, conocido como San Guinefort, y recogida en el siglo XIII por el fraile e inquisidor dominico Étienne de Bourbon.

Según la rica descripción a cargo de la historiadora de la brujería María Tausiet (“El diablo en la edad moderna”, 2003), los hechos tuvieron lugar cerca de la aldea de Dombec, al sur de Lyon, cuando los señores regresaron a su castillo en cierta ocasión, tras dejar solo a su hijo de meses:


...una enorme serpiente entró y se dirigió directamente a la cuna del niño. Al verla, el lebrel que se había quedado en la habitación persiguió a la serpiente, la mató y arrojó lejos de la cuna, poniendo en peligro su propia vida, con lo que la cuna, el suelo y también el hocico y la cabeza del perro quedaron impregnados con la sangre de …

Entradas más recientes

Cosas en las que me equivoqué

No hay escépticos en la sabana

Ethnocentrum

La secularización europea y los "bienes psicotrópicos"

Cómo hacer creer que se miente con estadísticas

Cultura de honor, cultura de dignidad y cultura de victimización

La sociedad profunda

¿La era del estancamiento?

El Efecto Woodley: la caída de la inteligencia genética

Leones y zorras